Carta del jefe Seattle

Hoy hace un día increíble en Madrid, es domingo y la verdad es que me faltan horas para hacer todo lo que quiero hacer. Iba a posponer mi publicación de esta semana a la que viene, pero entonces he recordado que tenía una historia maravillosa que compartir, sin necesidad de prepararla demasiado porque brilla por…